Objetivo: celulitis

Consejos y ejercicios para celulitis

Ahora que el momento de ponerse el bikini es inminente (si es que no lo has hecho ya) nos acordamos más que nunca de una de nuestras principales enemigas: la celulitis.

Si bien no existe una solución definitiva a este problema, puede reducirse considerablemente su apariencia siguiendo una serie de pausas o consejos, como mantener una alimentación equilibrada, llevar un estilo de vida activo, evitar el tabaco y alejarse de todos aquellos alimentos y bebidas que favorecen su aparición, como la sal en exceso, los fritos, las bebidas gaseosas, los carbohidratos refinados, el alcohol o el azúcar.

En cuanto al deporte más recomendado, los ejercicios aeróbicos son los que mejor sientan. Te proponemos algunos de los ejercicios más eficaces para acabar con ella y tonificar tus piernas, glúteos, caderas y abdomen.

  • Sentadillas: Saca trasero y baja todo lo que puedas la cadera. Haz cuatro series de unas 15 repeticiones. Y si las realizas con una barra sin peso, todavía mejor. Resulta muy eficiente para la celulitis localizada en glúteos y caderas.
  • Sentadillas abiertas: eficaz para la celulitis de las piernas. Es muy parecido al ejercicio anterior, sólo que en lugar de bajar al máximo la cadera, desciende sólo hasta que las rodillas queden a 90º del suelo, manteniendo la espalda recta.
  • Abducción parcial: Es posible que conozcas este ejercicio como la “tijera”. Túmbate de costado y apóyate en el antebrazo. A continuación, levanta la pierna libre y sepárala lo máximo posible de la otra; al bajar, no la apoyes sobre la otra pierna. Realiza tres series de unas 15 repeticiones con cada pierna. Esta rutina de ejercicios también es muy útil para la celulitis de glúteos y caderas.
  • Entrecruzamiento de piernas: Semi-acostada lateralmente, eleva la pierna que toca el suelo por delante de la que queda encima. Haz tres series de 15 repeticiones. Practica este ejercicio para atacar la celulitis en las piernas.

Además de todo esto, opta siempre por las escaleras en lugar del ascensor, hidrátate bien y combina el ejercicio con alguna crema anticelulítica. Ten paciencia, si eres constante los resultados no tardarán en llegar 😉

Deja un comentario